Organizaciones y centros científicos de excelencia que apoyan el trabajo de Infocyt



Publicado: 2014-10-13

Universidad de Antofagasta desarrolla tecnología de alerta sísmica de bajo costo

El proyecto que se encuentra en su etapa de iniciación y prueba del prototipo, se extenderá desde Arica a Taltal, y permitirá alertar a la población ante la llegada de un sismo de gran magnitud. Texto de Claudia Bravo en Noticias UA.

Chile es un país sísmico con catástrofes registradas en la historia mundial por la intensidad de sus terremotos. El Norte Grande figura en esas estadísticas con el terremoto de  Pisagua en 1877 que registró 8.8° de magnitud y que trajo consigo un tsunami. Junto al más reciente ocurrido en Iquique de  8.2°.

Con ese escenario el borde costero de la región está en la mira de la comunidad científica, y desde 1986, los Ingenieros de la Universidad de Antofagasta, centran sus esfuerzos en crear un sistema para alertar a la población ante la llegada de un gran terremoto y eventual tsunami.

Primeras experiencias

La UA partió las investigaciones ese año, con la primera Red de Gatillos Sísmicos en el Norte Grande, desde Arica a Taltal. Eran equipos sencillos que enviaban una señal hasta un computador central en el Campus Angamos, que indicaba el origen del movimiento.

Los equipos estaban instalados en distintos puntos de la Primera y Segunda Región. Eran parte de la red que  funcionaba con un hilo de prueba telefónico que porteaba ENTEL. Lo que significaba tener 11 líneas de teléfono abiertas, los 365 días sin costo. Cuando ENTEL se privatizó perdieron las estaciones de medición, teniendo que desmantelar la red por ser inviable.

Por esa experiencia conocieron la sísmica de la zona que por años monitorearon, “Sabemos cómo tiembla, y dónde tiembla, porque tenemos un conocimiento acabado de esta gran zona”, destacó Jorge Ramírez Fernández director del Centro de Investigación de Ingeniería en Mitigación de Catástrofes Naturales de la Universidad de Antofagasta (CIMCN).

Red Rápida para alerta de terremotos

Los años y las investigaciones, les dieron la posibilidad concreta de instalar acelerógrafos generados con tecnología propia. Aparatos de medición inteligente, que envían esas mismas señales pero vía internet. Para transmitir la señal, se asociaron con el departamento de Robótica de la Facultad de Ingeniería. Los investigadores Fernando Guerra y Jorge Casaneva, están afinando el prototipo que será parte de esta nueva red de prueba.

Tecnología

Los acelerógrafos de la UA discriminan entre un sismo y un terremoto, a través de los umbrales de disparos. Con esta información el Centro de Catástrofes de la UA podría informar sobre sismos en tiempo casi real. En este sentido Ramírez aclaró, “Este es un proyecto de Ingeniería. No somos sismólogos, no apuntamos a la precisión ni a los estudios científicos. Nos interesa prevenir a la gente para que tenga el tiempo de acceder a zonas de seguridad”.

El prototipo leerá la información sísmica antes que la población sienta el movimiento. La onda sísmica viaja a 8 KM por segundo, y la información por la red viaja a 300 mil km por segundo.

A nivel nacional, se maneja una variante distinta. Los sismólogos procesan la información a través de una serie de parámetros científicos como profundidad del foco, coordenadas del epicentro, hora, origen, tipo de movimiento de la falla y medidas de éstas, provocando una lentitud en el actuar, según señalaron los expertos.

El prototipo al estar sistematizado, permitiría por ejemplo, generar la tecnología para en caso de terremoto o fuerte sismo cortar la energía eléctrica, el gas, parar ascensores en movimiento e incluso abrir automáticamente las puertas de establecimientos educacionales o públicos.

Tecnología

El panorama que se describe no es lejano para Fernando Guerra del departamento de Robótica de la UA, “la tecnología en estos tiempos es accesible, descartable y de bajo costo. Un plus para el prototipo que desarrollamos, sin partes móviles que arrojen errores mecánicos, ya que todo es electrónica. Lo que incluso nos permitiría enviar una señal de alerta a los usuarios de telefonía celular y que no ocurran episodios como el vivido en el último Tsunami de Japón donde se perdieron más de 29 mil vidas por retraso en la información”.

El prototipo

La propuesta de los ingenieros de la UA está construida con elementos que se pueden encontrar en el mercado local, son sistemas Open Source. “Estarán conectados vía inalámbrica, WIFI, o 3G con un chip de celular. Tendrá un acelerógrafo que tomará la señal del movimiento, desde sus tres ejes, e indicará desde dónde viene el sismo y con la triangulación obtendremos valores exactos además de la hora de inicio para realizar cálculos precisos”, explicó Guerra.

Contará con un equipo interno de almacenaje, y una memoria para guardar hasta cuatro años la información. Al no tener partes móviles es más fácil su mantención, estará instalado en una caja donde no lo afectará ni temperatura, ni humedad. Otra ventaja es que no se satura, ni arroja datos inexactos.

A nivel nacional la UA es la única que está trabajando en este tipo de tecnología. Los equipos de sismología que hay en Chile alcanzan un valor de $30 mil dólares cada uno. El prototipo antofagastino no supera los $200 USD, lo que se convierte en una gran ventaja por las condiciones geográficas del país. Donde sólo la red que será monitoreada por la UA, estará constituida por cerca de 14 estaciones. “Esta tecnología dará una alerta temprana a la población, no información para un análisis científico”, precisó Guerra.

Puesta en marcha

La primera etapa del proyecto, fue financiada por Barrick Zaldivar y la misma Universidad de Antofagasta. Han trabajado cerca de dos años en el prototipo, y de aquí al 2016 esperan conseguir el financiamiento para instalar la red en todo el Norte Grande del país, con la parrilla completa.

Además harán pruebas por distintas partes de la ciudad y una vez conseguido el financiamiento para el resto del proyecto, completar y expandir la red. Trabajarán alumnos de pre grado de Ingeniería Electrónica, para lo que armaron un equipo multidisciplinario con Geomensura. Eso les dará el manejo y conocimientos desde el comienzo del proyecto, que según dijeron los expertos, es totalmente exportable a países vecinos o cualquier parte del mundo.

Texto de Claudia Bravo en Noticias UA.

volver



Otros articulos de Tecnología